lunes, 8 de septiembre de 2014

BAJO LA MISMA ESTRELLA







AUTOR: John Green
EDITORIAL: Nube de tinta
Nº DE PÁGINAS: 304
PRECIO: 12, 95 











Cuando vi por primera vez este libro sobre las estanterías de la librería, mi primera impresión estuvo cargada de prejuicios: “¿otro libro sobre niños enfermos?”, pensaba que el autor iba a recurrir a la sensiblería y a la lágrima fácil. Después de leer incontables reseñas que elogiaban a este libro la curiosidad pudo conmigo y me hice con un ejemplar para comprobar si era tan genial y brillante como todos decían, ¡y vaya si lo era!


Hazel Grace Lancaster tiene dieciséis años, le encantan los libros y los realitys de súper modelos no tiene mucha vida social y apenas sale de casa, a raíz de estas conductas sus padres deducen que está deprimida y le sugieren que vaya a un grupo de apoyo, pero ¿no es la depresión un efecto colateral de la adolescencia y también del cáncer? Tras intentar escabullirse de la propuesta de sus padres, Hazel acepta ir, sobre todo por ellos y es allí en una pequeña iglesia, en el corazón literal de Jesús donde conocerá al carismático August Waters y donde juntos emprenderán una cruzada para conocer a Peter Van Houten, autor de un dolor imperial, el libro favorito de Hazel.


Existen libros que sencillamente te atrapan y te dejan huella y “bajo la misma estrella” es uno de ellos, John Green se escapa de todos los trucos fáciles, no recurre al melodrama ni a los estereotipos sino que crea una novela en la que la crudeza, el humor, el sarcasmo y el amor se entretejen formando un tapiz perfecto. El estilo es precioso, la lectura fluye de forma fácil y ágil y entre sus páginas encontrarás un montón de frases de esas que tienes que pararte a leer dos veces por el significado que encierran sus palabras. Pero si algo caracteriza a John Green es su maestría para reflejar las emociones y para reconocerte en ellas, lo que desmarca a esta novela es que no es un libro sobre el cáncer y no idealiza a las personas que lo padecen, ese es sin duda su gran acierto y su gran triunfo.

            
 August se acercó a él y lo miró desde arriba.
-¿Te sientes mejor? – le preguntó.
-No – murmuró Isaac jadeando.
-Es lo que pasa con el dolor- dijo August. Volvió la mirada hacia mí y añadió -: Hay que sentirlo.




¿Y qué decir de los personajes? Teñidos de un humor ácido, de dudas, carismáticos e inolvidables. “Bajo la misma estrella” es un canto a la vida, porque la vida no tiene que ser perfecta para ser extraordinaria. Sí al igual que yo también sois reticentes a embarcaros en esta novela, dejar atrás  los prejuicios porque os aseguro que estáis ante un libro diferente.





Eso es lo que creo. Creo que el universo quiere que lo observen. Creo que, aunque no lo parezca, el universo se posiciona a favor de la conciencia, que recompensa la inteligencia en parte porque disfruta de su elegancia cuando lo observa. ¿Y quién soy yo, que vivo en mitad de la historia, para decirle al universo que algo –o mi observación de algo – es temporal?







∞+++

No hay comentarios:

Publicar un comentario